El entorno modernista del palacete de Rosalía en Manresa

Rosalía ha comprado un palacete modernista en Manresa. Este palacete, la Morera, tiene mucha historia y está situada en una zona, entre Manresa y Rajadell, que en su día era frecuentada por los ricos industriales de Manresa. Precisamente por esta razón en la zona hay espacios y edificios modernistas construidos en la misma época que la mansión que ahora ha comprado Raw Alejandro, pareja de Rosalía.

Foto by Isidre Blanch (Creative Commons)

Así, cerca de La Morera encontramos la Torre Lluvià. Se trata de un palacete modernista que estaba en ruinas y que se ha podido recuperar tras la compra por parte del ayuntamiento de Manresa. Ahora es un centro de turismo e interpretación del entorno natural que rodea la zona. Abre los domingos y festivos de 10 a 14h y además, a las 11h se puede hacer una visita gratuita a este inmueble modernista obra del arquitecto Ignasi Oms i Ponsa, uno de los arquitectos insígnia del estilo modernista en Manresa.

Torre Lluvià (Roger Junyent)

Desde de la misma Torre Lluvià es fácil emprender una ruta que en unos 20 minutos andando nos llevará hasta las puertas o a unas vistas del nuevo palacete de Rosalía y Raw Alejandro. Hay diferentes señales en la zona que explican como llegar al entorno de la Morera.

De todas formas, en la zona hay otros puntos de interés. Uno de ellos es el llamado Gorg Blau y que si las cosas no han cambiado formaba parte de la extensión de terreno que ha comprado la pareja. El Gorg Blau es una pequeña piscina natural que forma la Riera de Rajadell, en un punto que esta se estrecha y es posible cruzarla. Se trata de un espacio natural muy bonito e importante de preservar, aunque es importante destacar que darse un baño aquí es imposible porqué el agua está muy sucia, como sucede en muchos tramos de la Riera de Rajadell.

Gorg Blau (Roger Junyent)

Durante el recorrido encontraremos diferentes puntos de interés, como por ejemplo las vistas a la misma casa de la Morera, también al palacete modernista de la Noguera, que está muy cerca. Es importante saber que a pesar de su belleza y que se pueden contemplar desde lejos se trata de dos construcciones de propiedad privada y que no se puede acceder a ellas.

En el recorrido si que encontraremos zonas que durante el verano eran frecuentadas por los industriales que tenían sus torres en la zona. Se trata principalmente de la Font de l’Arrel y la Font de la Girada, dos fuentes naturales que se aprovecharon para darles más belleza arquitectónica.

Font de la Girada (Roger Junyent)

En una ruta por la zona también nos encontraremos con un antiguo molino de viento además de una esclusa en la misma riera de Rajadell. También es importante destacar las excelentes vistas naturales de la zona que cruza la vía del tren que une Manresa con Lleida y por donde actualmente solo pasan 6 trenes de pasajeros (tres por sentido) al día.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.